Entradas

Casares recibe la Bandera Azul para Playa Ancha

La concejal de Playas, Noelia Rodriguez,   ha  recogido esta mañana el galardón durante un acto celebrado en Roquetas de Mar en el que ha estado acompañada por  el primer teniente de alcalde, Juan Luis Villalón.

La Bandera Azul es un  distintivo de calidad  que reconoce el compromiso del Ayuntamiento de Casares  con su  litoral, trabajando de forma continua  a lo largo de  todo el año para que los usuarios puedan disfrutar de  las playas del municipio con los mejores servicios y condiciones posibles en cuanto a accesibilidad, sanidad, limpieza y seguridad. Así como, por la gestión ambiental  y para disponer de una  adecuada información al usuario con respecto a calidad del agua.

Noelia Rodriguez y Juan Luis Villalón han recogido esta mañana en Roquetas de Mar la  Bandera Azul de Playa Ancha. Un distintivo que premia el   esfuerzo del Ayuntamiento de Casares por cumplir las elevadas exigencias en cuanto a  una garantía de calidad sanitaria y ambiental, cuidado del entorno, accesibilidad y servicios y un nivel de calidad del agua excelente.

Desde la Concejalía de Playas  del Ayuntamiento de Casares se trabaja a lo largo de todo el año para mantener el litoral del municipio en condiciones optimas, ofreciendo servicios de mantenimiento y limpieza para  que los usuarios puedan disfrutar  de las playas en las mejores condiciones. Y también, potenciando el respeto  con el Medio Ambiente; mejorando la accesibilidad para personas con movilidad reducida; y aumentado  la información a los usuarios, para lo que este año se han incorporado dos semáforos de sol que  indican a los bañistas de una forma muy gráfica el nivel de radiación y la necesidad de protegerse de manera adecuada.

La Bandera Azul es un galardón anual y un sistema de certificación de la calidad ambiental desarrollado por la Federación Europea de Educación Ambiental que en España coordina ADEAC (Asociación de Educación Ambiental y del Consumidor), con el que se promueve y premia la participación en iniciativas ambientales voluntarias de las autoridades municipales, la población local y visitante y los agentes del sector del turismo.

Los criterios para obtener la Bandera Azul se dividen en cuatro áreas fundamentales: calidad de las aguas de baño;  información y educación ambiental;  gestión ambiental y seguridad;  servicios e instalaciones. Tanto el alcalde como la concejal de Playas han destacado el esfuerzo que se hace desde el Consistorio para cumplir con cada uno de estos requisitos, «siendo conscientes de que todo este trabajo repercutirá directamente en que podamos disfrutar de una playa en mejores condiciones,  y de forma respetuosa con el medio ambiente».